Viernes, 24 Enero 2020

palabrasb.jpeg

Martes, 09 Diciembre 2014 10:22

¿Realmente vamos bien?

Por: Laura Rodriguez

Recientemente se dieron a conocer los resultados de la encuesta “Bogota, cómo vamos”. Según el alcalde Gustavo Petro, la ciudad ha mejorado en distintos aspectos como: educación, salud, empleo y seguridad. Otros, como el transporte, requieren una mayor intervención.

Sobre el tema de inseguridad, las cifras determinaron que, respecto al año pasado, en 2014 no se ha incrementado notablemente, pues sólo el 24 por ciento de los ciudadanos denunciaron casos relacionados. En 2013 la cifra los denuncios eran de un 23 por ciento de las personas. Frente al cuestionamiento sobre la percepción de inseguridad en la ciudad, el alcalde deduce que se debe a que las noticias negativas sobresalen más que las positivas.

Sin embargo, tras estos resultados y esta situación no puede haber solamente un argumento tan débil como el de Petro. Es evidente que en los medios de comunicación diariamente tenemos que ver malas noticias, pero no se puede negar que es la realidad que estamos viviendo y que la delincuencia se ha incrementado preocupantemente. Además, es normal que niños y jóvenes sean los principales participantes de distintos delitos que atentan contra la seguridad de los ciudadanos.

Vivimos en una ciudad donde se nos enseña a portar el bolso adelante y a no “dar papaya”. Una ciudad donde es normal ver a una persona siendo atracada hasta dentro de una estaión de Transmilenio. El problema es que muchos no se atreven a denunciar, bien sea por los largos y frustrados procesos judiciales o por no afectar su integridad.

Bogotá necesita una garantía en cuanto a seguridad también, que sus dirigentes no pretendan jugar a la gallina ciega, poniendo en riesgo a todos los que a diario nos tenemos que enfrentar a miles de delincuentes.

T. @lau94rodriguez

Published in Artículos

Nació en 1957 en el Guachucal, departamento de Nariño. Estudió Derecho en la Universidad de Nariño y se especializo en Derecho Comercial, Administración y Gerencia Institucional Es una política, senadora de la Republica a nombre del Partido Conservador Colombiano. Ha ocupado importantes cargos en Nariño como gobernadora, secretaria de Gobierno representante a la Cámara y entre otros.

La votación que dejó electa a la congresista se produjo el domingo 14 de marzo de 2010, donde los nariñenses acudieron a votar y uno de los datos curiosos es que los tres primeros lugares del Partido Conservador fueron ocupados por mujeres. La abogada nariñense, con un total de 104204 ocupó el tercer puesto

Debido a su resultado, políticos de Nariño acusaron a la senadora por el Partido Conservador de manipular, a la empresa Centrales Eléctricas Cedenar de Nariño para que varios electores de zonas rurales, según ellos líderes de la campaña Paredes, presionaran a campesinos para que votaran por ella con lo que se les daría mejora en las instalaciones y en los servicios de electricidad.

En el año 2011 se presentaron una serie de irregularidades, entre las cuales se encuentra la investigación sobre un supuesto tráfico de influencias, una práctica ilegal, en la Dirección Nacional de Estupefacientes (DNE) en contra de 13 congresistas, entre ellos se encuentra Paredes, quienes al parecer consiguieron que allí nombraran a personas cercanas como depositarios o administradores de bienes incautados a la mafia.

Sumado a ello, en el caso de la congresista, se registran resoluciones en las que le son delegadas, por parte de la DNE, a su hermano Luis Gonzalo la administración de diversos bienes y sociedades, entre ellos la Comercializadora de Plásticos Andino, de la Sociedad Ario LTDA o de Inversiones Rodríguez Ramírez.

La investigación que la Fiscalía abrió se dio por denuncias respecto a los presuntos malos manejos en la DNE, pues se detallaban pagos de favores burocráticos así como la falta de vigilancia en la elección de los depositarios, que finalmente ocasionó la administración de bienes por parte de personas cercanas a la mafia.

Por su parte, Paredes se defendió y dijo que en la investigación que se le adelanta por supuestos favorecimientos a través de la Dirección Nacional de Estupefacientes, se tiene que partir de la presunción de inocencia, ya que es una persecución contra el Partido Conservador y además asegura que la Corte tiene el control del registro de entrada y salida a las oficinas de la DNE (en total seis), ylas hizo para gestionar proyectos y solicitudes de municipios de Nariño, más no para obtener favores personales.

La Corte Suprema tiene una serie de evidencias donde los 13 parlamentarios, entre ellos Paredes, terminaron manejando bienes incautados por la mafia, Además tienen identificados cada uno de los predios con los encargados que los han administrado. De igual manera, la Dijin tiene otra serie de pruebas, que son los testimonios de exfuncionarios de la Dirección de Estupefacientes y de los que fueron afectados por las presuntas decisiones injustas de ese organismo.

Otra anomalía que se ha presentado con la congresista es el escándalo de los 28 senadores por no haberse declarado impedida en la elección del Procurador Alejandro Ordoñez el pasado 27 de noviembre de 2012. La Corte la indagará y averiguará si votó a pesar de tener familiares en la entidad o tenía investigaciones, debido a que a la fecha era indagada por la Procuraduría y por lo tanto había conflicto de intereses.

Según el Artículo 322 de la Ley 600 “la investigación previa tendrá como finalidad determinar si ha tenido ocurrencia la conducta que por cualquier medio haya llegado a conocimiento de las autoridades”. Por lo anterior, es claro que la investigación se encuentra en la etapa descrita por el artículo, la cual hizo referencia la Corte Penal de la Corte Suprema de Justicia.

Finalmente, el cuerpo completo del Senado inhabilitó a nueve congresistas para que hicieran parte del debate de la Reforma de Salud después de confesar que recibieron aportes de las EPS en el momento de su campaña política en el 2010. Así entonces, Paredes aventó que recibió dinero de las empresas que tienen que ver con este sector.

Published in Artículos

Palabras Sociales - www.palabrassociales.org